¿Estás conectado?

06.04.2021

Todos los atajos de WhatsApp para proteger tu privacidad WA se ha convertido en una herramienta cada vez más utilizada, incluso en el trabajo, por lo que es necesario conocer todo tipo de trucos que nos permitan salvar nuestra intimidad.

En los últimos años, el 'smartphone' se ha convertido en una herramienta fundamental en nuestras vidas. Con solo un par de toques en la pantalla de nuestro teléfono, podemos conectar con cualquer persona en cualquier punto del planeta. Sin embargo, esta era de la conectividad también tiene su cara B: siempre estamos localizables, algo que nos puede afectar especialmente en el tema laboral. Mucho más ahora que el teletrabajo se ha impuesto como la norma general.
 

Última hora de conexión

WA ofrece la opción de que cualquier persona pueda ver cuándo has utilizado la aplicación por última vez.


Doble check azul

De igual manera, WA cuenta con un sistema para que los usuarios sepan si una de sus notificaciones ha sido leída por el receptor del mensaje: el conocido como doble 'check' azul. El problema es que, si no queremos que alguien sepa que hemos leído su mensaje, esta herramienta nos delata. Existe un truco para que no lo muestre y tengamos absoluta privacidad: para ello, deberemos crear un grupo de dos personas y, a continuación, eliminar al otro usuario. De esta manera, hemos falseado un grupo en el que somos el único miembro. Así, es tan fácil como reenviar el audio a ese grupo antes de reproducirlo y, ahí, escucharlo: lo podremos reproducir sin problema y nunca aparecerá el doble 'check' azul en el chat original.


Mostrarse en línea

Pese a que hayamos retirado la última hora de conexión y el doble 'check' azul, los usuarios de WA sí pueden ver si nos encontramos en ese momento en línea al abrir un chat con nosotros. Esa opción no la podremos retirar, anque sí existe un truco para conseguir leer un chat sin que aparezcamos conectados. Tras recibir un mensaje de WhatsApp (o varios consecutivos), es fundamental no abrirlo: antes, debemos de desconectar el wifi y los datos de nuestro móvil y, a continuación, pulsar en las notificaciones que nos aparecen en la pantalla bloqueada. Así, accederemos al interior del chat y leeremos todos los mensajes sin que en ningún momento al otro usuario le aparezca que estamos en línea. Eso sí, para recibir nuevos mensajes deberemos de activar de nuevo las conexiones de nuestro teléfono.


Previsualización de mensajes

Otro de los problemas con el que nos podemos encontrar tiene que ver cuando estamos con más gente, como puede ser en el trabajo. En este caso, cuando nos llega un mensaje de WA con pantalla bloqueada, por defecto nos aparece quién nos ha escrito y el contenido del mensaje. La opción más radical para evitar es desactivar las notificaciones de WhatsApp, pero en este caso no tendremos constancia de que nos han escrito.

Una solución intermedia, pero de gran resultado, es permitir las notificaciones, pero desactivar la previsualización. Así, evitaremos que los mensajes que recibimos queden expuestos a los ojos ajenos y evitarnos problemas. A todos nos ha pasado: ¿quién no ha estado enseñando una foto en el móvil y le ha llegado un mensaje que le ha hecho pasar un apuro?


Chats secretos

Otra de las opciones que nos permite WhatsApp es ocultar chats para que nadie los vea en un primer vistazo. O, dicho de otra manera, para que, a pesar de mantener conversaciones activas, no aparezcan en el listado de chats sin tener que eliminarlos y perder su contenido. Para ello, es tan fácil como archivarlo: pulsando sobre el chat en Android o deslizando hacia la izquierda en iOS, nos aparece esta opción. Una vez enviado al archivo, en el caso de Android deberemos de movernos hasta la parte baja del listado de chats para encontrarnos con la ubicación en la que hemos guardado estas conversaciones; en el caso de iOS, para acceder a él debemos de tirar dos veces hacia abajo de menú general de chats para que nos aparezca la opción 'chats archivados'. Pulsando ahí, accederemos al contenido de los mensajes.

Pero, atención, el chat queda archivado siempre y cuando no esté activo. O, dicho de otro modo, si nos llega una nueva notificación, desaparecerá del archivo y se nos volverá a colocar en el listado general. ¿Cómo evitarlo? Es tan fácil como silenciar ese chat en concreto. Haciéndolo, evitaremos que pueda activarse, aunque tampoco sabemos si nos han escrito, por lo que tendremos que revisar las conversaciones de forma manual para saberlo.


Ocultar WA Web

Como en el trabajo es cada vez más habitual utilizar WA, muchos de nosotros utilizamos WhatsApp Web, pues es más cómodo y accesible. El problema es que dejamos expuesta toda nuestra información en una gran pantalla. Sin embargo, existe una extensión para Chrome que nos permite salvaguardar nuestra privacidad: se trata de Privacy Extension For WhatsApp Web y nos permite mantener el control sobre cualquier elemento de la aplicación. Una vez instalada, junto a la barra de direcciones nos aparecerá un ojo y, pulsando sobre él, podemos activar o desactivar todas las opciones. Así, podemos pixelar todos los mensajes de los chats, los nombres de las personas con las que hablamos, los multimedias, las imágenes de los perfiles o incluso la previsualización del texto que estamos escribriendo. Pero no lo eliminamos: poniendo el ratón encima, volveremos a ver la información con normalidad. Pero, al menos, evitamos que todos nuestros datos y los de nuestros contactos queden expuestos ante terceras personas.